Archivo de la etiqueta: lengua

Lenguando y galenguando

logo-sin-fondo

¿Conoces Lenguando, el encuentro para entusiastas de la lengua? Pues yo tampoco lo conocía hasta hace unos días, pero ya me ha entusiasmado, como promete.

Pero, ¿qué es? Este vídeo lo responde:

Su próxima edición, Galenguando, será los días 7 y 8 de febrero en Vigo. Aunque, por desgracia, mi compañero y coautor de este blog, eoSar, no puede ir, yo iré porque mola, porque me queda cerca y porque me han invitado los del Molino de Ideas, aunque no me considere digno de tal honor, gracias :). ¿Y tú, querido lector? ¿Te animas? Habrá conferencias y talleres sobre temas tan diversos como: interpretación, branding, ELE, tecnología, traducción y un largo etcétera.

Si vas, avísanos por correo electrónico, ¿por qué? Sorpresiiiita.

¡¡Tres ar-Años!! ¿Una camiseta?

lengua felicidades

¡Felicidades Arácnidas! ¡Hoy cumplimos tres años desde que comenzamos con este blog nuestras andanzas por las telarañas de internet! Y tú, querido lector, ahí sigues, riéndote con nosotros, interesándote por las curiosidades sobre las lenguas y haciéndonos partícipes de lo que a ti te interesa, y sobre todo, preguntándote qué demonios significa el nombre de este blog.

Pero, ¿qué ha pasado este último año en UAUC?

Muchos juegos de palabras

– Hemos publicado más de 50 makgufis nuevos, muchos de ellos enviados por vosotros, y algunos ilustrados por nuestra amiga Xiana.

– Hemos hablado de caligramas y creado algunos.

– Hemos hablado sobre Apalabrados, un juego para dispositivos móviles inspirado en el clásico Scrabble y de trucos para conseguir más puntos en estos juegos, como conocer las jugadas en paralelo o las letras más fáciles de combinar.

Lenguas y traducciones de todo tipo

– Hemos tratado las razones para aprender lenguas, incluído su posible uso para predicar.

– Hemos hablado bastante sobre traducción:por ejemplo aprendimos cómo se dice Coca-Cola en chino y vimos por qué fue un éxito de traducción y también hemos explorado algunas traducciones de títulos de películas. Además, nos hemos perdido mucho en la traducción usando Google translate de un idioma a otro transformando totalmente el primer pasaje de El Quijote y varios refranes populares.

Muchas curiosidades de la lengua

– Hemos encontrado sorprendentes curiosidades, como la palabra más larga que se puede escribir con una línea del teclado o con una sóla tecla del móvil.

– Gracias a nuestros amigos del Molino de Ideas hemos publicado una lista con todas las palabras que contienen las 5 vocales, ¡y son más de 3000!

¡Y muchas cosas más!

¿Qué nos deparará este nuevo año? ¿Qué nuevas curiosidades lingüísticas encontraremos? ¿Daremos con el makgufi perfecto? ¿Revelaremos el misterio que se esconde tras el nombre del blog?

Sea lo que sea, gracias por acampoñarnos en este aventura y contamos contigo para las nuevas peripecias lingüísticas que están por venir.

Las palabras soeces o malsonantes

bart ortografia encerado

El uso de palabras soeces o malsonantes denota desconocimiento de la lengua, registro inadecuado y falta de educación.

Esto es lo que mi profesora de lengua del instituto hacía copiar centenas o incluso millares de veces en su libreta a todo aquel que dijese una palabrota. Y cuidadito con quejarse con un “joé profe”, porque sé de quien tuvo que repetir esta tediosa frase muchas más veces de las que desearía. Y espero que al menos gracias a ello alguno haya dejado de proferir “palabras soeces y malsonantes”.

Este artículo está dedicado a dicha profesora, Rosa, que falleció hace unos años y de la que realmente aprendí mucho de lengua y literatura.

Un español optimizado

El otro día leí en xatacaciencia, que había un estudio que decía que “las palabras más cortas se utilizan con más frecuencia que las largas”, ya que harían la comunicación más eficiente. No sé qué validez tendrá el estudio, pero suponiendo que lo que afirman es cierto, y parece probable, me planteé hacer una fricada un sencillo cálculo: siguiendo las normas de pronunciación del español, ¿cuántas palabras monosílabas distintas se podrían formar?

· Resulta que tenemos 31 sonidos vocálicos monosilábicos posibles (incluyendo diptongos y triptongos):

A e i o u

ai au

ei eu

Ia ie io iu

oi ou

Ua ue ui uo

Iai iei ioi

Uau ueu uou

iau ieu iou

uai uei uoi

· Como sonidos consonánticos iniciales distintos tenemos (aglutinando los homófonos):

B/v c/z d f g/gu j/g k/q l m n ñ p r s t w y/ll bl br dr fl fr gl gr cl cr pl pr tl tr

· Y sonidos consonánticos finales:

B c/k z d f g j l m n p r s t x z bs cs fs gs ms ns ps ts ng ngs rd rds rg rgs

Por tanto, se obtiene que el número total de palabras monosilábicas que admite la fonética del español será igual al número de posibles sonidos vocálicos solos (31), más las combinaciones de sonidos consonánticos iniciales con los vocálicos (930), las de vocálicos con finales (930), y las de consonánticos iniciales, vocálicos y consonánticos finales (27900). Dando un total de 29791 palabras posibles.

Es un número muy pequeño, pensaréis, ya que el español tiene sobre unos trescientos mil vocablos, pero si lo pensáis bien nuestro vocabulario diario bien podría caber en ese reducido número de palabras. Así que si utilizásemos todas las combinaciones posibles habríamos optimizado el español hacia un lenguaje más eficiente.

Y quien sabe, quizá todo el registro del español se podría reducir a palabras de muy pocas sílabas. ¿Quién se anima a calcular cuantas bisilábicas se podrían formar?

Ya sé que todo esto es una tontería, ya que por mucho que podamos optimizar la lengua no la vamos a cambiar a estas alturas, pero uno tiene que matar su tiempo libre de alguna manera.

Enmendado a 13 de Julio de 2011 para incluir 6 triptongos que faltaban.

Ordenemos bien

Últimamente me he planteado dejar de hacerles caso a los profesores de la universidad. Valiente estupidez, pensaréis, eso lo hace mucha gente. Es cierto. Pero seguro que ninguno lo hace por mis razones. ¿Cómo es posible que en tres años de carrera ni uno solo haya sido capaz de utilizar correctamente el imperativo en plural? Comprobado. “Pensaros esto para mañana.”. “Estudiar bien este tema.”. “Hacer los ejercicios para el lunes.”. Entenderéis que de esta manera no voy a obedecerles, faltaría más.

El modo imperativo se utiliza para dar órdenes, ruegos o deseos. Para utilizarlo en plural, en verbos regulares, se sustituye del infinitivo la “-r” final por una “-d”. Así, por ejemplo, si quiero ordenar a un grupo de vegetarianos que coma un pedazo de carne cruda del animal más entrañable sobre la faz de la Tierra, les diría: “¡Comed!”. Si, además, quiero añadirle el pronombre “-os” al final, la “-d-” desaparece, quedando así: “¡Comeos la maldita carne de una vez!”. Existe una excepción aquí, que afecta al verbo ir, en el cual no cae la “-d-” idos, por extraño que pueda sonar al principio. “¡Idos de aquí, malas pécoras!” sería una correcta utilización.

Si no queréis complicaros la vida acordándoos de estas nociones básicas, podéis recurrir al truco de tratar con respeto a la gente. Me refiero a tratar de usted, pues es más sencillo construir el imperativo, lo del respeto es opcional: “Se lo ruego, váyanse a la mierda.”.

¿Cuáles son las causas que pueden llevar a esta incorrecta utilización del imperativo que no solo afecta a mis docentes sino a una gran parte de la población? Supongo que una buena razón es que es mucho más cómodo pronunciar la “-r” que la “-d”, sobre todo si tenemos que hacer el esfuerzo de pronunciarla bien, y no como una zeta. También creo que la confusión puede venir de la forma impersonal con el infinitivo, utilizada sobre todo en los carteles y anuncios, del tipo: “Cerrar la puerta al salir” o “Tirar de la cisterna después de defecar.”.

En resumen, si queréis que os hagan caso, no necesitáis ni liderazgo ni labia, sino tan sólo utilizar bien el imperativo.

Una vez me contaron un chiste que decía así:

Van dos tíos por la calle y ven un cartel que pone “Aceros Inoxidables”, y le dice uno al otro: “¿Qué? ¿Nos hacemos inoxidables?”.

Sólo se me ocurrió responder con una mirada de desprecio y un comentario quisquilloso sobre el uso del imperativo.

OdiaDme por ello. Me lo merezco.

Inauguración

Cuando los romanos terminaban de construir un edificio, antes de instalarse en él, pedían a los augures que buscasen indicios del futuro en el vuelo de las aves o entrañas de animales muertos. Obtenido el beneplácito de éstos, el edificio quedaba inaugurado, consagrado por los augures.

No con el mismo sistema, nosotros inauguramos nuestro blog. Sin consultar augures sabemos que la época es propicia,  porque empiezan las vacaciones y un nuevo año y todo el mundo tiene proyectos nuevos de los cuales cumplirá el 2%. En ese porcentaje, por nuestra parte está el escribir en este blog y por tu parte, esperamos, esté el leerlo y comentarlo si lo crees adecuado.

Así que te damos la bienvenida a nuestro blog. En él trataremos cuestiones relacionadas con las lenguas y el lenguaje, como por ejemplo, la etimología, fonética e incluso los juegos de palabras. Todo desde el punto de vista de dos estudiantes de ciencias amantes del asunto y, si es posible, aliñado con una pizca de humor.

Posiblemente te preguntes qué relación tiene todo esto con el nombre del blog (Un Arácnido Una Camiseta). Pues bien, sigue preguntándotelo.

El equipo de Un Arácnido Una Camiseta