Archivos de la categoría Literatura

Nana para dormir un lobo

nana para dormir un lobo

“Ya no confiaba en la vida del granjero. Una vida tranquila, de trabajo duro pero fructífero. Una vida frágil como la tela de araña. Demasiado frágil para aquellos tiempos y lugares en los que la tierra estaba infestada de monstruos humanos. Carroñeros sucios y violentos como las hienas, dispuestos a lanzarse sobre cualquiera que considerasen más débil.

Quería poner el desierto y las montañas de por medio. Creía que si usaba el país entero como escudo me protegería de la sombra del Refugio de Nigel. Estaba convencido de que encontraría lo que necesitaba en el otro extremo de Sudáfrica. Creía que el último bastión civilizado haría honor a su apellido, dándonos a todos la esperanza que buscábamos. La esperanza de volver a ser lo que habíamos sido, de ser incluso mejores que antes. La esperanza de ser algo más que los supervivientes de la Peste. Tardé mucho tiempo en darme cuenta de la verdad más terrible de todas.

Nosotros éramos la Peste.”

Hans L. K.

Recientemente leí este libro, Nana para dormir un lobo (I): África Austral, de Jorge del Oro Aragunde, y tengo que recomendarlo porque me encantó.

La novela no trata sobre lobos, pese al título, sino que es una novela post-apocalíptica que tiene lugar en la Sudáfrica de los años 80, cuando todavía existía el apartheid. Así que no es la típica historia post apocalíptica. Sí, trata sobre los eventos que ocurren después de que un virus mata a buena parte de la población mundial, pero no hay nada de zombies ni está ambientada en el futuro. Es una ucronía, es decir una reconstrucción de la historia sobre datos hipotéticos.

La historia sigue a Hans, un niño que sobrevive a la peste, como así llaman a la enfermedad, y sus peripecias mientras crece y lucha por sobrevivir. Como os podéis imaginar, en el país (sino el mundo entero) reina el caos. Cada uno lucha por sí mismo, es la supervivencia del más fuerte. Los militares dejan de ayudar a la gente y se dedican a usar la fuerza para conseguir comida y refugios, los ciudadanos que pueden forman comunidades para hacerse más fuertes, la lucha entre razas se hace más fuerte todavía, etc.

En fin, una trepidante historia con una fabulosa documentación, histórica, geográfica y militar. Por su esfuerzo y por su coraje le doy mi más sincera enhorabuena al autor. Éste decidió aprovechar las nuevas tecnologías y autoeditar su libro a través de Amazon, saltándose los impedimentos y las bajas “royalties” de las editoriales.

Si os pica la curiosidad, aquí tenéis el enlace a la versión kindle
o tapa blanda Y ya sabéis, con el kindle siempre os podéis descargar un fragmento de prueba para ver si os engancha. ¡Eso es lo que me pasó a mi!

Reciprocidad

Os dejo aquí con un poema de Wisława Szymborska titulado Reciprocidad, que me tenía que gustar porque me gusta la reciprocidad y me gusta que me guste:

Hay catálogos de catálogos.
Hay poemas sobre poemas.
Hay obras de teatro sobre actores representadas por actores.
Cartas motivadas por cartas.
Palabras que sirven para explicar palabras.
Cerebros ocupados en estudiar el cerebro.
Hay tristezas contagiosas al igual que la risa.
Hay papeles que provienen de legajos de papeles.
Miradas vistas.
Casos declinados por caso.
Grandes ríos con gran participación de otros pequeños.
Bosques hasta sus bordes desbordados de bosque.
Máquinas destinadas a construir máquinas.
Sueños que de repente nos arrancan del sueño.
Salud necesaria para recuperar la salud.
Escaleras tan hacia abajo como hacia arriba.
Gafas para buscar gafas.
Inspiración y espiración de la respiración.
Y ojalá de vez en cuando
odio al odio.
Porque a fin de cuentas
lo que hay es ignorancia de la ignorancia
y manos ocupadas en lavarse las manos.

Wisława Szymborska, Wystarczy

Terry Pratchett

terry pratchett

Como ya sabréis, Terry Pratchett, uno de mis autores favoritos falleció hace unos días a los 66 años. Antes de la llegada de Harry Potter, era el autor más vendido de Reino Unido, todo gracias a su Mundodisco, libros de fantasía dónde parodiaba el propio género y al mismo tiempo servían de paralelismo para satirizar temas culturales, políticos o científicos de actualidad.

Como homenaje a Terry Pratchett, quiero dejar en Un Arácnido Una Camiseta algunas de mis citas suyas favoritas.

La pluma es mas poderosa que la espada,… si la espada es corta y la pluma está bien afilada.

Sigue leyendo Terry Pratchett

Tal vez mi carácter sea único

Díjeme que muchos le tendrían por soberbio y grosero y que, sin embargo, no debía ser ninguna de ambas cosas. Por instinto imaginé su reserva, hija del deseo de ocultar sus sentimientos. Debía saber disimular sus odios y simpatías y juzgar impertinente a quien se permitiera manifestarle los suyos.

Es probable que yo me aventurase mucho al atribuir a mi casero mi propio carácter. Quizá él regateara su mano al amigo ocasional, por motivos muy diversos. Tal vez mi carácter sea único.

Emily Brontë, Cumbres Borrascosas

Por hablar impedía cualquier diálogo

Si la muñeca por lo menos no hubiera dicho nada, Momo habría podido contestar por ella, y habría resultado la conversación más bonita. Pero precisamente por hablar, Bebenín impedía cualquier diálogo.

Michael Ende, Momo

Lo que eres me distrae de lo que dices

Lo que eres
me distrae de lo que dices.

Lanzas palabras veloces,
empavesadas de risas,
invitándome
a ir adonde ellas me lleven.
No te atiendo, no las sigo:
estoy mirando
los labios donde nacieron. Sigue leyendo Lo que eres me distrae de lo que dices

Buscando a nadie

A raíz del nautilo del otro día investigué un poquito sobre el capitán del Nautilus, el Capitán Nemo y me topé con su curiosa etimología: “nemo” significa nadie.

Como nos cuentan en este blog:

Nemo en latín significa “nadie” y la caracterización de una personalidad tan apasionada como la del capitán del Nautilus hace que Verne busque y encuentre en esta palabra latina el significado que encierra su acción y su comportamiento ante el resto de los seres humanos. Nemo ha renegado del mundo y él mismo se ha destinado a vivir para siempre lejos de todos y de todo, guardando y haciendo partícipe a su submarino de su profundo odio contra la humanidad. Por otra parte, ante los hombres, Nemo, que había abandonado su Patria, no existe, no es nadie. Mientras conversa con el profesor Aronnax el propio Nemo expresa: (…) He roto con toda la sociedad por razones que sólo yo tengo el derecho de apreciar. No estoy sometido por lo tanto a ninguna de sus leyes (…)

Así que nuestra querida película Buscando a Nemo jamás debió haberse hecho pues paradójicamente toda la peli se la pasan buscando a nadie.